sábado, 11 de abril de 2015

ALIEN ISOLATION (PS4)



Aquella noche me costó bastante conciliar el sueño, tenía por entonces el que aquí escribe la tierna edad de 8 o 9 años, cuando una noche visionó por primera vez una obra maestra del cine, en la televisión de mi abuela ponían Alien el octavo pasajero y aunque por norma general mis padres eran totalmente restrictivos a dejarme ver cualquier tipo de película violenta, ese día no estaban, en casa todos dormían y yo tenía el control del mando y por entonces ya era bastante aficionado a las películas de terror. Ideado magistralmente por el famoso diseñador HR Giger, aquel alienígena tenía algo me aterrorizó y me fascinó por partes iguales, sabía que todo era ficción, pero cuando me acosté no podía quitarle ojo a la puerta de mi habitación.

Resulto que aquella película tenía ya un tiempo, y era considerada una obra de culto del cine de ciencia ficción, además, aquella tenaz teniente de apellido Ripley ya se había enfrentado al mortal alienígena en otra ocasión con una película más o menos decente y se preparaba su tercera entrega, luego bastante tiempo después llegó una nefasta cuarta parte y luego los crossovers con el universo de Predator.


Mientras, los aficionados de los videojuegos recibíamos una de cal y otra de arena con los juegos basados en la franquicia, pueden destacarse algunos juegos como las conversiones a las 16 bits de Alien 3 por parte de Probe, bastante aceptables por norma general, o un decente FPS llamado Alien Trilogy, que apareció con la llegada de las consolas de 32 bits, o los dos juegos para PC basados en el crossover Alien VS Predator, programados por Rebellion Soft y Monolith Productions (los de 1999 y 2001) y otros pocos más, un buen puñado de juegos que veían su contrapartida con otros tantos títulos de dudosa calidad capitaneados como no por el infame y decepcionante Alien Colonial Marines producido por Sega y programado por Gearbox Software.

Sega poseedora de la jugosa licencia desde hacía ya un tiempo, no podía seguir destrozando la saga, y pese a haber lanzado un buen juego como fue Aliens Infestation para Nintendo DS, el resto de los juegos que lanzo no cumplieron con las expectativas. Así decididos a sacar partido de una vez por todas a la licencia, puso el próximo proyecto en las manos de uno de sus estudios más prestigiosos, los ingleses de “The Creative Assembly”, desarrolladora adquirida por Sega en 2005 y que pese a ser conocidos fundamentalmente en todo el mundo por su saga de estrategia Total War, han sido responsables de títulos alejados de su género predilecto con resultados más que decentes como Viking: Battle for Asgard o mi querido Spartan: Total Warrior.

The Creative Assembly tenía por delante la difícil tarea de hacer olvidar el destrozo y fiasco que fue Alien Colonial Marines, y que mejor para ello que llevar la franquicia a sus orígenes, olvidar los tiros y las explosiones y centrarse en instintos tan primarios para el ser humano como lo son la supervivencia y el miedo. Y claro está, no había otro marco para ambientar su juego que la primera película de la saga, Alien el octavo pasajero. Y si no que se lo digan a un adulto de 34 años que recuerda con especial “nostalgia” aquella noche en vela. Y es que realmente… En el espacio nadie puede oír tus gritos.





Publicado por: Sega
Desarrollado por: The Creative Assembly
Sistema: Playstation 4
Otras versiones: PS3, Xbox 360, Xbox 0ne, PC
Género: Survival Horror
Año:2014


El magnífico final de la película de Ridley Scott da pie a la historia de Alien Isolation. Es el año 2137, han pasado 15 años desde el terrorífico incidente a bordo de la USCSS Nostromo, Amanda, la hija de Ellen Ripley, es ahora una ingeniera que trabaja para Weiland-Yutani, tras todo este tiempo buscando el porqué de la desaparición de su madre, un rayo de esperanza se vislumbra en el horizonte con la noticia de que la caja negra de la Nostromo ha sido encontrada por la nave comercial Anesidora y se encuentra a bordo de una estación espacial llamada Sevastopol en manos de la compañía Seegson que opera en ella.


Así Amanda, acompañada por Samuels, un sintético y Nina Taylor, una ejecutiva de alto rango de Weiland-Yutani se embarca en la nave de transporte Torrens que pone rumbo al sistema Zeta Reticuli donde la estación espacial orbita al gigante gaseoso de su centro.
Al despertar en su capsula de sueño cerca de la órbita de la Sevastopol comprueban con sus propios ojos que a bordo de la estación no se percibe mucha actividad, y solo les llega una señal de advertencia con mucha estática. Sin poder atracar de forma normal deciden abordar la estación mediante un pequeño paseo espacial por lo que tras una toma de contacto con los controles del juego, Amanda acompañada de Samuels y Taylor se pone el traje espacial para lanzarse en un viaje hacia la misteriosa estación, pero algo sale mal, y el corto paseo espacial se convierte en una pesadilla, una de las muchas que nos aguardan en el infierno en el que acabamos de adentrarnos

La narración de la historia de Alien Isolation es realmente buena, en ocasiones nos recuerda al magnifico Bioshock, iremos enterándonos de los sucesos que acaecieron en la ahora desolada Sevastopol según vamos jugando, ya sea por medio de los personajes con los que interactuamos pero sobre todo a través de registros escritos repartidos por los ordenadores que pueblan la estación, además encontraremos también registros sonoros o de video, lo cual recuerda poderosamente la narrativa que se utilizó en Rapture y Columbia en los Bioshock, las similitudes con la narrativa de estos últimos no termina aquí ya que la narrativa visual también se hace partícipe de la narración, la estación cuenta con una ambientación decadente y la constante sensación de que lo que un día fue una “ciudad” prospera hoy es un lugar insano y lleno de peligros. No llega a la excelencia de la trama de los juegos de 2K Games, pero tiene una clara inspiración en ellos, inspiración que termina ahí, en la ambientación, ya que el resto del juego no tiene nada que ver.



Alien isolation es un juego de terror, puro y duro, en el que prima pasar desapercibidos frente a la acción, tardaremos en ver al alienígena, pero aun así caminaremos precavidos e indefensos por los pasillos de la estación,ya que algunos humanos que podemos encontrarnos pueden ser hostiles, e incluso nos encontraremos con unos sintéticos con no muy buenas intenciones hacia nuestra persona, pero no es hasta cuando por fin tenemos toma de contacto con el alien, cuando el termino precavido cambia a asustado, y en ocasiones, y para ser justos, y perdonarme la expresión… acojonados.

No nos engañemos, Amanda es la protagonista del juego, la heroína podemos decir una vez terminemos el juego, pero realmente el auténtico protagonista es el xenomorfo, él es por fuerza el centro de atención, nuestra forma de jugar está condicionada por su constante amenaza, aunque no esté en la misma habitación que nosotros, percibimos su presencia constantemente, caminar agazapado, no hacer ruidos, mirar nuestro radar constantemente, pensar bien cuál va a ser nuestro próximo movimiento, son consecuencia de las terribles capacidades como cazador de nuestro enemigo.

El diseño de la IA del Xenomorfo prometía ser espectacular, el bicho aprendería de nuestros encuentros, de nuestras tácticas para evadirlo… He leído por ahí en algunos análisis criticas bastante duras a este aspecto, a mi parecer bastante injustas, aunque es cierto que yo jugué el juego meses después de su lanzamiento, con un parche ya disponible y tal vez algunos de esos análisis fueron sobre la primera versión del juego, no lo sé la verdad, porque yo no he experimentado muchos fallos de IA, por no decir ninguno.


Es cierto que la IA no llega al nivel de lo que al principio se prometía, lógico teniendo en cuenta que es raro encontrar en los videojuegos algo similar a lo que se proponía, tal vez no es aun el momento ya sea por capacidades creativas o técnicas de ver un enemigo que se comporte implacablemente de esa manera, por otra parte es lógico, si ya en el modo normal el xenomorfo nos pone en jaque en varias ocasiones no quiero pensar si se le aumentaran sus capacidades de caza, si fuese el organismo letal de las películas el juego no sería accesible para gran parte de los jugadores.

Bajo mi punto de vista el trabajo con la IA del alienígena es muy bueno, realmente los xenomorfos según se nos ha mostrado en decenas de material lúdico, tienen agudizados todos sus sentidos, pero precisamente el de la vista no es el más destacado, en cambio su sentido auditivo es letal, ruido como el de disparos o correr, atraerá su presencia, y más si ronda por estancias cercanas, llega al punto de que si estamos escondidos en una taquilla a veces tendremos que aguantar la respiración (mediante una combinación de botones que se nos indica en pantalla) para que no nos descubra.


También aprende de nuestras tácticas, no al nivel que se nos prometía como digo, pero por ejemplo he estado escondido en conductos de ventilación un buen rato, para comprobar para mi desgracia como de repente un ruido se aproxima en la oscuridad solo para darme tiempo a comprobar con la linterna que no estoy solo y el cabronazo ya está encima de mí. En ocasiones ha arrancado la puerta de la taquilla en la que me acababa de meter sin darme tiempo a reaccionar y así decenas de situaciones en las que de la manera más inesperada el xenomorfo descubre tu escondite y se dispone a darte caza.

Nosotros podemos defendernos de él, no en el sentido de eliminarlo, la única posibilidad en un enfrentamiento directo es ahuyentarlo y poner pies en polvorosa, así que si algo hemos aprendido de la saga cinematográfica es que los xenomorfos, como muchos animales salvajes temen al fuego, dispararle con una pistola no lo detendrá pero un buen coctel molotov o el uso del imprescindible lanzallamas harán que se bata en retirada durante un breve espacio de tiempo que tendremos que aprovechar para salir por piernas y escondernos.

El arsenal del que dispone Amanda no es gran cosa, y comenzaremos el juego francamente desprotegidos, según vamos avanzando la historia iremos cogiendo diferentes tipos de armas, como porras eléctricas, un revolver, para ya en las etapas finales del juego hacernos con armas de un poder de fuego mayor que resultaran efectivas sobre todo contra sintéticos y humanos hostiles, aunque debemos ser cautos con su uso primero por la escasez de munición pero lo más fundamental es que el ruido de una refriega atraerá irremediablemente al Xenomorfo.


Además según avanzamos en el juego, podemos coger esquemas de fabricación de diferentes dispositivos como bombas de humo, molotov, o emisores de sonido, entre otros, de los que por supuesto podemos ir mejorando su rendimiento con la obtención de otros esquemas de mejora, para la obtención de estos dispositivos es necesario que Amanda muestre sus dotes de ingeniera y los construya por ella misma. Para ello se nos muestra un esquema con las piezas necesarias para construirlos, piezas que podemos ir recolectando por el juego, repartidas por los escenarios, sobre todo almacenes. Muchas de estas “armas” no resultan fundamentales, pero en ocasiones pueden sacarnos de más de un apuro, por lo que es conveniente pararse un rato y tenerlas siempre disponibles.

Realmente Amanda es muy frágil, un encontronazo con el alienígena supondrá una muerte casi segura, con los sintéticos y los humanos Amanda resistirá algunos golpes que mermaran su vida, podemos reponerla mediante las soluciones curativas que encontraremos diseminadas por la estación, o que como en el caso de las armas, podemos fabricar con diversos componentes.

De todas formas nuestra astucia será nuestra mejor arma, no llamar la atención, evitar los enfrentamientos en la medida de lo posible, escondernos hasta que el peligro se aleje, son las tácticas más efectivas.


Para lograrlo tenemos algunas ayudas repartidas por los escenarios, por ejemplo hay algunas consolas que nos permitirán reprogramar algunas funciones de las salas en las que nos encontramos o las periféricas, desactivar su iluminación, cerrar algunas puertas, o desactivar la renovación del aire, todo vale para evitar a nuestros enemigos.

Por otra parte tenemos conductos de ventilación y conductos bajo el suelo que a veces nos permitirán evitar situaciones que de otra manera serian complicadas y desembocarían en un combate. Estos conductos son bastante seguros por norma general, pero no debemos confiarnos ya que a la criatura le gusta también desplazarse por ellos y no es agradable encontrársela frente a frente en un sitio tan estrecho.

El sistema de guardado contribuye a la experiencia de supervivencia, ya que no podemos salvar la partida cuando queramos, al igual que otros Survival Horror, necesitamos encontrar un punto de guardado para hacerlo, como pasaba por ejemplo con los Resident Evil y sus máquinas de escribir, es cierto que estos puntos de guardado son abundantes, pero habrá ocasiones en las que miraremos el mapa y para nuestro horror veremos que el punto de guardado está a unas cuantas estancias de nosotros, y el maldito bicho o los sintéticos harán que la travesía hacia el mismo se nos haga más larga de lo que nosotros desearíamos.

Llegar a la consola de guardado no nos aliviara totalmente, al guardar el aparato nos indicara a veces si hay enemigos cerca, es conveniente hacer caso de esta advertencia, especialmente cuando el "enemigo cerca” sea el alienígena ya que mientras Amanda acciona el mecanismo puede acercársenos por la espalda, no es que sea algo habitual pero hace que los escasos segundos en los que somos vulnerables mientras grabamos se hagan eternos.



Toda esta atmosfera de terror no sería igual si el apartado técnico no acompañara, la ambientación visual es fundamental en un título de estas características, los programadores de The Creative Assembly se las han arreglado para lograr un apartado artístico encomiable, una ambientación “retro futurista” que respeta por completo los diseños globales vistos en la película original. El diseño de las naves, de las estancias de la estación espacial, los pasillos, todo está realizado con un mimo y una fidelidad a la película que asombra a cualquiera, pero que sobre todo encantara a los auténticos fans del universo Alien, así que no os extrañéis si en pleno año 2137 las pantallas de los ordenadores son de fosforo verde, si veis que la tripulación escucha música en radio-cassettes o si se puede fumar en las naves espaciales, es el futuro como lo imaginaban a finales de los 70, y es sumamente gratificante poder caminar libremente por esas estancias, admirar cada detalle… pese al peligro que se esconde en ellas claro.

Técnicamente, fuera ya del apartado artístico Alien Isolation luce muy bien, no es un portento gráfico, y pese a que hay ciertos lugares muy conseguidos, sí que se aprecian otros algo más convencionales. No importa, todos estos pasillos y estancias lucen terriblemente bien gracias a la magistral iluminación de la que se ha dotado al juego, la manera de jugar con las luces y las sombras en el interior de las estancias, las iluminaciones procedentes de focos, del fuego e incluso de la luz de la omnipresente estrella orbitada por la Sevastopol y que entra por algunos de los enormes ventanales de la estación, conlleva una representación visual realmente vistosa y que en ocasiones y pese al peligro constante hará que nos paremos un rato a mirar a nuestro alrededor, nos asomemos a alguna de las ventanas para observar el espacio exterior, o juguemos con las bengalas y otras fuentes de luz dinámicas. Unido al ya comentado apartado artístico hacen un apartado grafico que cumple con creces lo que se espera de un título de “nueva generación”.


El diseño de los personajes es bastante correcto, cumplidor, sin grandes alardes pero manteniendo un nivel homogéneo, se echa en falta algo de expresividad en las caras de algunos cadáveres que nos encontramos en la estación, pero son cosas menores que no deslucen para nada el buen trabajo de los grafistas.

Un punto llamativo del juego es el efecto desenfoque del fondo cuando miremos fijamente objetos cercanos, pasara siempre que miremos el radar, lo cual vuelve a contribuir a la sensación de peligro ya que mientras miramos el radar todo lo que ocurre al fondo de la habitación o el pasillo lo veremos borroso confundiéndose a veces las formas y dándonos una pequeña sensación de inseguridad con lo que pueda acercársenos a lo lejos.



Si el apartado grafico es soberbio, no podemos decir menos del apartado sonoro, Alien Isolation basa gran parte de su ambientación en el mismo, ya no solo la música que se adaptará a la perfección a las situaciones de tensión, poniéndonos los nervios a flor de piel (más aun), si no que también los efectos de sonido, que nos dispararán los latidos del corazón en más de una ocasión, ruidos ambientales de la propia estación, ruidos provenientes de los conductos de ventilación, de los cuales no sabremos de su procedencia, pitidos de nuestro radar, que harán que en más de una ocasión demos la vuelta buscando escondite para comprobar que en su mayor parte no son nada.

Y luego está el alienígena, que con sus ruidos característicos nos pondrá los pelos de punta, según estos ruidos sabremos si esta simplemente buscándonos o si algo ha llamado su atención, sabremos si se dispone a atacar, si se ha metido por un conducto de ventilación, en definitiva, a veces escondidos si no lo tenemos al alcance de nuestra visión, la única forma de saber si ronda cerca será escuchando sus ruidos, ya que no es recomendable como decíamos antes sacar el radar durante mucho tiempo ya que el pitido incesante del mismo puede atraerlo hacia nuestra posición.

Pitidos del radar que por cierto contribuyen a la tensión, es agobiante a veces ver como estos se vuelven más seguidos, lo cual indica que el enemigo se aproxima a nuestra posición, y ver que realmente no tenemos algo cerca donde escondernos. Destacar en esta versión comentada de PS4, el altavoz incorporado en el mando, que nos reproducirá los pitidos del radar justo a nuestro lado un punto más a favor en la ambientación sonora del juego.

El doblaje del juego sin ser espectacular es realmente bueno, las voces de los diferentes personajes son realmente buenas y con una gran entonación, la voz de los sintéticos, sobre todo mientras nos persiguen lenta pero incesablemente consigue realmente su función de agobiarnos en nuestra huida o en nuestro escondite, implacables ante todo no se cansaran de darnos órdenes para que nos detengamos, las cuales, por supuesto bajo ningún concepto debemos de obedecer. No creo que os hagan falta pero por si acaso está a nuestra disposición la opción de activar subtítulos.




Si hablamos del control, nos encontramos con que este es bastante duro al principio, cuesta acostumbrarse a la mecánica del juego con tantos comandos, la sensación dura poco tiempo, en cuanto empecemos a encontrarnos con enemigos hostiles y sobre todo con el alienígena los movimientos de sigilo irán saliendo solos, como si siempre los hubiésemos hecho, agacharse para caminar con sigilo, esconderse detrás de objetos y asomarse para observar los movimientos de nuestros enemigos, acostumbrarse a escuchar sus ruidos sin hacer uso de radar para que no nos descubran o usarlo constantemente en otras situaciones, e ir avanzando poco a poco serán movimientos habituales.

Para otro tipo de situaciones el juego nos propondrá combinaciones de botones, abrir puertas, contener nuestra respiración, zafarnos de las manos de un sintético o usar determinados objetos son movimientos que aparecerán indicados en pantalla y no son nada complicados de realizar. Se echa en falta en este punto algún tipo de “quick time event” aleatorio cuando el alien nos ataca, aportaría algo más de tensión en la situaciones en las que sin ellos sabemos que irremediablemente el alien nos va a fulminar. Situaciones estas últimas, que por fortuna o por desgracia para algunos se repetirán muy a menudo, sobre todo cuando estemos familiarizándonos con las mecánicas del sigilo, por lo que a veces nos veremos obligados a repetir un buen trecho una y otra vez.



El juego en si aunque te deja bastante libertad para la exploración tiene un desarrollo bastante lineal, los objetivos aparecen claramente marcados en el mapa y las instrucciones son totalmente claras, aun así podemos perdernos por alguna habitación de las diferentes secciones de la Sevastopol y buscar componentes que nos ayuden a fabricar objetos, buscar terminales para leer un poco más de la historia o buscar coleccionables, como las placas identificativas de la tripulación, un añadido más para los amantes de los logros y los trofeos.

Podéis pensar que al ambientarse en una estación espacial la variedad de escenarios puede estar muy limitada, pero nada más lejos de la realidad, Sevastopol es enorme y visitaremos gran cantidad de zonas de la misma, todas con una identidad propia, desde la terminal de vuelos, hasta zonas comerciales, pasando por zonas médicas y de investigación, incluso a veces nos veremos obligados a meternos en el traje espacial para salir al hostil espacio exterior. Mención especial a un flashback que tiene lugar mediado el juego y que nos arrojara mucha luz de lo que ha sucedido en la Sevastopol.
Esta variedad de escenarios y situaciones hacen que en absoluto el juego se vuelva monótono, y aunque en más de una ocasión tendremos que volver a visitar zonas por las que ya hemos pasado estas siempre tienen algo nuevo que ofrecernos.

Las aproximadas 20 horas de duración del juego dependerán de nuestra pericia y ganas de investigar, pero el juego tiene una duración muy correcta para lo que ofrece. En lo que se refiere a la rejugabilidad, pues todo depende de las ganas que tengáis de sufrir de nuevo, un servidor, pensó que las sesiones de juego con las manos sudorosas y los músculos en tensión eran suficientes y deja esa posibilidad para dentro de un tiempo cuando el recuerdo del juego no sea tan fresco.



Las aproximadas 20 horas de duración del juego dependerán de nuestra pericia y ganas de investigar, pero el juego tiene una duración muy correcta para lo que ofrece. En lo que se refiere a la rejugabilidad, pues todo depende de las ganas que tengáis de sufrir de nuevo, un servidor, pensó que las sesiones de juego con las manos sudorosas y los músculos en tensión eran suficientes y deja esa posibilidad para dentro de un tiempo cuando el recuerdo del juego no sea tan fresco.

En cuanto al contenido extra, Alien Isolation cuenta con un modo superviviente el cual he de decir que no he catado mucho, en este modo el juego nos propone una serie de misiones inspiradas en escenarios del modo historia en la que tenemos que cumplir una serie de objetivos en un tiempo marcado, con la presencia claro esta del temible xenomorfo. Lo poco que he jugado me ha parecido un modo bastante interesante que puede alargar la vida del título y además con piques para superar los tiempos de los demás jugadores.

Por otra parte hablando de los DLC, a día de hoy ya hay varios disponibles, no suelo comprar este tipo de contenidos ya que no me agrada este tipo de negocio por parte de las compañías, pero poseo la edición Ripley del juego que contiene dos pequeños DLC de regalo: “Tripulación prescindible” y “Último superviviente”, los dos basados en la película “Alien el octavo pasajero”, en ellos tenemos la oportunidad de manejar a la teniente Ellen Ripley o a algunos otros miembros de la mítica tripulación de la película, y vivir algunos momentos de la misma, es todo un placer revivir secuencias como la de Dallas en los conductos de ventilación cuando intentan aislar al alien, o el final de la película cuando Ripley corre por salvar su vida hasta la nave de evacuación sin saber que va directa a la boca del lobo. Todo un homenaje a la película original que encantara a los fans del personaje.

Los demás DLC no los he probado así que no puedo hablaros mucho de ellos, a día de hoy, mientras escribo este análisis, han salido otros 3 más, Safe Heaven, Lost Contact y el reciente The Trigger. Todos añadiendo nuevas opciones al modo superviviente y alguna que otra pequeña historia alternativa manejando a otros personajes, así como un nuevo nivel de dificultad aún más difícil.


En definitiva Alien Isolation es un juego que indudablemente no gustara a todos, pero que enamorara a todos los que sean fans del universo Alien y a todos los que busquen un buen juego de terror. Todo aquel que busque un juego de acción, rápido y sin preocupaciones va desencaminado con este título, aunque yo si fuera ellos le daría una oportunidad.

No soy muy de poner notas, es más el sistema de puntuación de la mayor parte de la prensa especializada me parece muy subjetivo y poco real (ya sabemos de qué pie cojean algunos medios), pero si tuviera que puntuar Alien Isolation mi nota sería un notable alto, teniendo en cuenta claro que el sobresaliente quedaría reservado solo para los mejores juegos de la historia y el 10 o matrícula de honor creo que no lo debería de llevar ningún videojuego. Pero dejaros de notas y simplemente tener claro que si os gusta lo que habéis leído Alien Isolation no os decepcionará en absoluto. Para mi uno de los juegos del año pasado y un juego que puede convertirse en un clásico de aquí a unos años y del que espero como agua de mayo su continuación.

PD: La versión comentada en este análisis es la de PS4 que es la versión que yo poseo y he jugado, todas las fotos están sacadas con el modo de captura de PS4 durante mi partida, he evitado subir las que podían contener algún spoiler del argumento.

2 comentarios:

  1. Muy buena reseña de un juegazo!! Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un gran juego, para mi uno de los mejores que he tenido el placer de jugar de momento en PS4

      Eliminar