sábado, 5 de julio de 2014

COPS ´N´ ROBBERS (COMMODORE 64)



No recuerdo muy bien la edad que tenía, solo sé que era bastante pequeño, mi hermano ya rondaba por ahí, así que me imagino que sería sobre los 7 de edad, eso corresponde entonces a 1987 o 1988 más o menos.
Publicidad de la época

Por aquellas navidades mis padres siempre preocupados por mi formación (y a los que tengo que agradecerles todo y más por ello), decidieron comprarme un ordenador para introducirme en la informática, hoy en día los niños tienen un ordenador en casa ya desde que aprenden a hablar, tablets, internet, etc. Pero en aquella época tener un ordenador en casa suponía un gran esfuerzo económico, y es que nunca supe cuánto costo, pero un micrordenador como el C64 en esos años bien podía estar sobre las 70000 pts de la época. 
Por aquella época Commodore ya había lanzado al mercado el C64c que era un pequeño lavado de cara del original cambiando un poco la carcasa y ciertas cosas. 





El caso es que esas navidades el C64c apareció en forma de paquete de regalo, con su famoso lector de cintas Datasette, y un pack de videojuegos para probar la potencia del aparato, en seguida lo conecte a la tele y obviamente como niño mi primer impulso fue cargar uno de los juegos que traía, el elegido fue un tal Psycastria que mostraba en su portada una nave espacial, por aquella época la dificultad de los videojuegos era mucho mayor de la que hoy en día tiene la mayor parte de los juegos, y además algunos tenían una jugabilidad un tanto arcaica, pero los problemas en principio no fueron con el juego, si no con el Basic, y ahí, en ese instante fue cuando empecé a hacer mis primeros pinitos con la informática y los lenguajes de programación, el SO operativo del C64 era el Basic, ya con el C64C que era el mi modelo, Commodore incluyo el famoso SO Geos, aunque no se muy bien la razón el mio solo venia con el Basic.



Una pantalla azul mítica y el cursor parpadeante era lo que veíamos nada más encender el ordenador. Claro está para un niño de 7 años que toca por primera vez un ordenador esto puede resultar muy frustrante si tienes unas ganas locas de jugar al videojuego, por suerte el manual del juego lo explicaba más o menos bien, así que con ayuda de mi padre empezamos a trastear con los comandos,  la orden “Load” con la cinta de casette introducida en el lector daba la orden para que el programa se cargara, así después de escribir “Load” aparecía uno de los mensajes más típicos del sistema "press play on tape", presionábamos la tecla “Play” en el Datasette, y empezaba una insegura, e interminable carga, siempre y cuando claro está, no diera error, cosa que solía suceder más veces de las que hubiésemos deseado, y así empezábamos a jugar. Rápidamente la dificultad de Psycastria me resulto frustrante asi que decidí cambiar el juego.














El segundo juego que probé fue el Cops & Robbers, un juego del montón, que nunca lo veréis entre los más recomendados del enorme catálogo del sistema pero que aparece aquí analizado por lo que significó en mi vida como jugador.  


Publicado por: Atlantis Software
Desarrollado por:
Mike Davis  
 
Sistema: Commodore 64 
Otras Versiones: Acorn Electron, Atari 8bits, BBC Micro, Commodore 16, Commodore Plus/4, Commodore Vic-20
Género: Shoot em up, Aventura.
Año: 1985



Diseñado por un tal Mike Davis, para Atlantis (si, por entonces no hacían falta equipos de decenas de personas para desarrollar un juego), fue lanzado originalmente en 1985 para Commodore VIC-20 y fue porteado a otros micro ordenadores como Acorn Electron, BBC Micro, entre otros, y entre ellos por supuesto salió una versión para Commodore 64 que es la que pasaremos a comentar a continuación.

Hoy en día habrá gente que creerá que Grand Theft Auto fue pionero en eso de ponernos en el rol de un criminal, pero lo cierto es que están bastante lejos de la realidad, y ya no solo en un pasado reciente, y es que por ejemplo este juego, ya en la década de los 80,  fue objeto de polémica precisamente por eso, nosotros manejamos al ladrón y los enemigos son los policías, es obvio entonces que en aquella época la polémica estaba más que servida, y para añadir más ingredientes estaba el hecho que nuestro ladrón dispone de una pistola con la que puede disparar a los policías, pero dejemos las polémicas de los videojuegos de los 80 y 90. Para descubrir el juego.









Es difícil clasificar Cops & Robbers en un género en concreto, realmente y salvando las distancias es una especie de misión que podría estar en cualquier GTA, tenemos un mapa de juego que consta de varias zonas, la calle, una mina, una comisaria y el edificio que guarda los diamantes que tenemos que robar.

Fingers Lonegan que así se llama nuestro protagonista empieza en la pantalla principal que es la calle y que nos dará acceso a todas las demás, el objetivo es recoger todos los diamantes que encontremos en el edificio de Acme Diamond Co., que está situado al sur de la pantalla, en la esquina superior derecha tenemos la comisaria por la que irán apareciendo policías a medida que vayamos deshaciéndonos de ellos, este edificio, no será solo una fuente interminable de maderos, si no que cuando nos arresten, o lo que es lo mismo, perdamos una de nuestras vidas,  podemos entrar en ella para liberar a nuestro hombre detenido y recuperarla . Eso sí, entrar será cosa fácil pero salir de ella ya no tanto.
El caso es que la mejor forma para defendernos de ellos una vez se deciden a acosarnos es dispararles, lo que dará un tiempo hasta que otro nuevo vuelva a aparecer, cuanto más avancemos en el juego más policías simultáneamente y más intensivo será su acoso, por supuesto las balas que tenemos son limitadas pero si volvemos a nuestro coche se nos recargara el marcador, cosa fundamental para completar el juego ya que si queremos coger todos los diamantes repartidos por los escenarios, un cargador completo es poco.




Los policías no son los únicos enemigos del juego, en la pantalla principal tenemos un helicóptero que nos fastidiara más de una vez por su rapidez y sus movimientos un tanto impredecibles, este también hará acto de presencia en la azotea del edificio de Acme Diamond Co.
También al entrar en la mina los policías dejaran de seguirnos pero nos toparemos con unos enemigos un tanto más fastidiosos como son unos fantasmas que recuerdan mucho a los de Pacman. La mina es una de las zonas claves para completar el juego, pero también uno de los sitios más peligrosos.
Todas esas zonas tienen que ser visitadas para obtener las llaves y utensilios necesarios para ir avanzando en la misión. Así debemos de recolectar ítems que irán permitiendo que consigamos otros, dinamita para matar al fantasma jefe y así poder coger una llave que nos abrirá la puerta de la azotea del edificio de Acme Diamond Co, linterna para explorar lo más profundo de la mina y así hasta que consigamos recolectar todos y cada uno de los diamantes.





La dificultad del juego unida a su jugabilidad un tanto arcaica y una IA algo aleatoria en algunos momentos, hará que la tarea pese a parecer muy sencilla nos lleve unos cuantos reintentos, yo de pequeño la verdad sea dicha nunca conseguí avanzar mucho, y no fue hasta el momento de hacer este análisis cuando por fin tantos años después pude terminar lo que empecé hace más de 25 años (que rápido pasa el tiempo).


Como veis Cops & Robbers no es un juego que destaque en ninguno de sus puntos, ni siquiera en su época, era destacable, un juego de poco presupuesto, y además recibió multitud de criticas negativas en la prensa expecializada, pero que para mi tiene el significado especial de ser uno de los primeros juegos que jugué en mi vida y por alguna razón es el que más recuerdo de los que tenía en el Commodore 64. Aun a día de hoy se puede leer comentarios de la gente en las páginas de descarga de roms comentando que fue uno de sus primeros juegos y que es un placer volver a jugarlo, me imagino que a todos y a cada uno de vosotros os pasara lo mismo si os volvéis a encontrar con ese primer juego...

No hay comentarios:

Publicar un comentario